Nombre de usuario

Contraseña

¿Olvidó su contraseña?

Regístrese ahora

Pinche aquí si es una empresa

Asesoramiento & Formación 
en Relaciones de Pareja
Aprende a ...

 

 

 

  SE VENDE ESTA WEB

  (dominio y contenidos)

  SEDUQUERE.com

  por cambio de dirección

 

 - Visitantes al mes: 19.313

 - Ranking mundial (Alexa): 1.544.391

 - Registro de Miembros: 8500 anuales

 - Consultas mensuales: 2.220

 - Impresiones mensuales: 105.666

 - Click mensuales: 7.198

 - Pagerank: 2

 

 

Contacto: [email protected]

 

 

 

 

 

 

 

 

Seduquere. Acreditación Sociedad Iberoamericana de Salud Mental. 

 

Seduquere. Certificado de Web de Interes Sanitario.

        

Directorio de Educación sexual    

  

Sello de calidad Medicina 21

 

 

 

 

Recuperación del derecho a la Sanidad Pública para todos/as españoles/as que están fuera o han emigrado

Comunicación y Conversación en la Pareja

LA COMUNICACIÓN INTERPERSONAL

 

La comunicación es un proceso que ocurre entre dos o más personas durante el cual se transmiten ideas, información y mensajes de forma simultánea. De hecho, al comunicarnos, recibimos y mandamos mensajes verbales y no verbales continuamente incluso mientras escuchamos (p.ej. mostrando agrado o desinterés).
 

En el caso de la pareja, comunicarse es algo imprescindible para sentirse bien y para satisfacer sus necesidades de relación. Por ello, mucho de los problemas que aparecen en las relaciones amorosas se deben a dificultades para poner en marcha una comunicación y conversación adecuadas.

 

 

DIFICULTADES DE LA COMUNICACIÓN EN PAREJA

 

Figura 1. Ejemplo de cómo un estímulo produce distintas percepciones. Qué ves: ¿una muchacha o una vieja?

La comunicación en las relaciones de pareja tienen muchas limitaciones. Veamos algunas de estas dificultades:

 

  • Las diferencias al percibir la realidad. La percepción es la interpretación de nuestras sensaciones, la cual varía de acuerdo con las características de cada persona. Esto quiere decir que un mismo estímulo puede generar diferentes percepciones según quién lo reciba (ver Figura 1).
  • La emisión adecuada del mensaje. A veces no es fácil transmitir correctamente lo que queremos expresar.
  • La interpretación adecuada del mensaje. Con frecuencia, el mensaje que reconstruye el receptor es muy diferente de lo que quiso enviar el emisor.

 

Si deseas comunicarte eficazmente con tu pareja, tendrás que: 1) aceptar que ambos sois diferentes en vuestra forma de pensar y percibir, y por tanto, será esencial intentar comprender el punto de vista del otro; y 2) mejorar los dos componentes básicos de la comunicación (la comunicación verbal y no verbal).

 

 

LA COMUNICACIÓN NO VERBAL

 

Consiste en cualquier comunicación que no se realiza mediante palabras (gestos, miradas, etc.). Es la vía fundamental para transmitir emociones. Así, cuando hablamos solemos acompañar nuestro discurso con expresiones faciales, posturas... que enriquecen la comunicación.

 

La mayor parte de la veces, este tipo de comunicación se produce de manera no consciente, estando influida por nuestro estado de ánimo y nuestras actitudes. Y a pesar de ello la comunicación no verbal es más importante que la verbal ya que el 60% de lo que comunicamos lo hacemos a través de ella. Además, se ha puesto de manifiesto que los mensajes no verbales son interpretados como más fiables que los verbales en caso de contradicción entre ambos.

 

 

EL SISTEMA DE SEÑALES EMOCIONALES

 

La mirada y la expresión facial son la base del sistema de expresiones emocionales (ver Figura 2). De hecho, gran parte de la información sobre el estado emocional proviene de la expresión de su rostro. Por ello, es importante estar pendiente de nuestra expresión facial cuando hablamos para utilizarla mejor y de la expresión de la pareja para interpretar adecuadamente sus mensajes no verbales. 

 

Figura 2. Emociones más comunes vinculadas a distintas expresiones faciales. 1) ira, 2) miedo, 3) aversión, 4) sorpresa, 5) alegría y 6) tristeza. Las flechas indican los movimientos musculares.La sonrisa suele facilitar las relaciones interpersonales. Por ello es importante mostrar una sonrisa verdadera cuando queremos agradar.

 

Los movimientos de cabeza también se utilizan para asentir, negar... Por parte de quien escucha, puede indicar interés o acuerdo por lo dicho, animando a la pareja a seguir hablando.

 

La posición del cuerpo aporta información sobre nuestro estado de ánimo. No es lo mismo una postura relajada e inclinada hacia delante que una postura con brazos cruzados y echada hacia atrás.

 

Los manos son la parte más expresiva del cuerpo después del rostro. Permiten acompañar el habla, enfatizando y complementando lo que decimos.

 

 

En definitiva, conviene que nuestras expresiones corporales sean congruente con los mensajes verbales que estamos transmitiendo (p.ej. reír mientras pedimos disculpas).

 

 

Asimismo, para mantener una relaciones de pareja satisfactorias, lo más adecuado es expresar emociones pero no en exceso ni de forma descontrolada.

  

 

COMPONENTES NO VERBALES DEL HABLA

 

Algunos de los componentes más importantes son la entonación, tono, la velocidad, el volumen, la fluidez, la caridad, las pausas y las vacilaciones. Estos componentes tiene el potencial de contradecir o fortalecer lo que estamos diciendo.

 

Los más adecuado para evitar consecuencias no deseadas es utilizar un volumen de habla moderado, con cambios en el volumen para enfatizar las cuestiones más importantes. Por otro lado, es conveniente reducir las vacilaciones y repeteiciones de palabras, pues generan la sensación de inseguridad o poco interés. Finalmente, las pausas y los silencias no deben ser excesivas, pues suelen indicar que quien habla está nervioso o miente. 

 

 

LA CONVERSACIÓN

 

Vídeo relacionado: Ante opiniones contrarias a las nuestras.Las conversaciones consisten en hablar familiarmente unas personas con otras, donde compartimos opiniones, sentimientos o ideas. Aunque casi todos somos capaces de tener una conversación, pocas son las personas que se desenvuelven cómodamente, especialmente cuando sus opiniones no coinciden con las de los demás.

 

La habilidad para empezar y desarrollar conversaciones mejora la comunicación con la pareja y la calidad de nuestra vida amorosa, ya que el aislamiento y la sensación de incomunicación generan emociones negativas (tristeza, ansiedad). Por ello, sentirnos apoyados y comprendidos mejora nuestra vida afectiva y mejora nuestra capacidad para afrontar los problemas cotidianos.

 

 

CÓMO INICIAR UNA CONVERSACIÓN

 

Antes de comenzar una conversación debe reconocer que tienes derecho a conversar con otras personas; y que cuando los demás no lo deseen, tienen derecho a actuar de esta manera sin intentar forzarlos a que hablen. Ahora bien, casi todo el mundo le gusta hablar. Asi que no tengas miedo a iniciar una conversación.

 

Para empezar una conversación, el primer paso es comprender la situación y a la otra persona, intentando observar el lenguaje no vebal de la otra personas para saber si está dispuesto o no a conversar. Si su lenguaje no verbal es receptivo (sonrisa, rostro relajado...), adelante. Algunas formas de hacerlo es a través de comentarios o preguntas sobre una situación particular o pedirle información, consejo o ayuda.

 

 

CÓMO MANTENER UNA CONVERSACIÓN

 

Ser buenos oyentes y animar a nuestra pareja a hablar sobre temas que le interesan permiten mantener una conversación satisfactoria.Al hablar con tu pareja, uno de los objetivos principales es procurar que la conversación sea agradable e interesante. Para ello, es crucial estar pendientes del lenguaje no verbal, tanto propio como del de nuestra pareja (para transmitir lo mejor posible nuestro mensaje y para ver sus reacciones ante lo que dices).

 

Algunos elementos que ayudan son: una expresión facial acorde con el contenido (mostrarse tranquilo), el contacto visual, el tono y volumen apropiado, intervenciones no excesivamente largas y el uso de comentarios reforzantes (como elogios y preguntas que demuestran interés). También es recomendable hacer preguntas adecuadas, escuchar atentamente y utilizar mensajes que faciliten la conversación. Veamos más en detalle estos últimos elementos.

 

 

Hacer preguntas apropiadas

 

Las mejores preguntas de cara a mantener una conversación son aquellas que se centran en los temas que interesan a nuestra pareja. Por ello, es importante tratar de ponerse en su lugar y pensar cuáles son aquellas cosas que más le interesan. Ahora bien, preguntar no es interrogar. Las preguntas deben cordiales, con comentarios y referencias a su punto de vista.

 

Cuando la pareja responda o aporte cualquier información, es conveniente usarla para dirigir la conversación, profundizando un poco sobre el tema o conducirla sobre algún aspecto que te llame la atención.

 

Antes las respuesta, también podemos dar a conocer nuestros sentimientos u opiniones, lo que suele facilitar la comunicación pues permite sintonizar emocionalmente. No te limites a corresponder con monosílabos (p.ej. "sí", "no"...).

 

 

Escuchar atentamente

 

Saber escuchar es vital en una conversación. Escuchar atentamente implica mostrar interés a través tanto del lenguaje corporal como haciendo comentarios que demuestren que tu interés por lo que cuenta tu pareja es auténtico. Supone además unos límites a nuestra conversación. Estos límites son: no hablar en exceso, evitar dar consejos antes de tiempo, frenar nuestra tendencia a realizar juicios sobre lo que nos dice...

 

Una forma de demostrar que estamos escuchando activamente es resumir con tus palabras lo que tu pareja está diciendo, y pedirle que nos confirme si hemos entendido bien el contenido de su mensaje. Un ejemplo: la chica le dice a su pareja: "Ya nunca salimos". Esta frase puede significar muchas cosas: que quiere romper la monotonía, que no quiere quedarse en casa, que le gustaría bailar, ir al cine... Frente a estas múltiples interprestaciones, el chico puede preguntarle: "¿Lo que quieres decir es que te gustaría salir esta noche?" . 

 

Este tipo de escucha es especialmente útil para mostrar interés y aceptación hacia tu pareja, animándole y reforzando su conversación.

 

 

Mostrarse de acuerdo en lo posible

 

Si tienes dudas o quieres dar tu opinión sobre comunicación y conversación en la pareja, entra en los Foros.A diferencia de aquéllos que consideran una conversación como una batalla de ideas en la que se pierde o se gana, aceptar que se pueden tener distintos puntos de vista incrementa la satisfacción mutua en una conversación. De hecho, cuando discrepamos demasiado de nuestra pareja, ésta siente que somos incapaces de comprenderla o que siempre está equivocada, lo que produce emociones negativas y ataca a su autoestima.

 

Si necesitas ayuda sobre comunicación y conversación en la pareja, entra en asesoramiento.Por ello, si pensamos que alguien está equivocado, es mejor decir en el siguiente orden que:

  1. Su punto de vista tiene aspectos interesantes. 
  2. Nosotros tenemos otro punto de vista, que igualmente puede ser erróneo. Es acertado suprimir ciertas palabras que producen reacciones emocionales negativas como "pero" o "sin embargo". 
  3. Los puntos donde se puede estar de acuerdo, intentando mostrarse de acuerdo, en lo posible, con el contenido de la comunicación de la pareja, pero sin mentir.

La idea es intercambiar opiniones diferentes sin llegar a discutir ni generar emocionales negativas, respetando distintos puntos de vista y resaltado que podemos comprender la opinión del otro aunque no la compartamos.

 

 

COSAS QUE ROMPEN LA COMUNICACIÓN Y LA CONVERSACIÓN EN LA PAREJA

 

Entra en la Red Social y practica la comunicación y conversación en la pareja.Durante una conversación, conviene evitar elementos que obstaculizan el intercambio de mensajes. Estos elementos son: criticar, hacer reproches, interrumpir, mostrarse agresivo u hostil, dar órdenes, ignorar lo que la pareja está diciendo y hablar por el otro.

 

 

LA IMPORTANCIA DE LA PRÁCTICA

 

Para desarrollar una comunicación y  conversación adecuadas y eficaces es crucial el entrenamiento. Por ello, se recomienda la práctica de las conductas sociales arriba mencionadas en situaciones cotidianas. La práctica en contextos reales promueve la generalización a otras situaciones de lo aprendido y contribuye al mantenimiento de los cambios conseguidos.

 

 

Una vez repasada la Comunicación y la Conversación en la Pareja, es el momento de continuar en la adquisición de Habilidades Sociales de Pareja. Descubre en la siguiente sección Cómo Resolver los Conflictos Interpersonales en la Pareja.

 

 

Atrás. Comunicación y Conversación en la Pareja.Siguiente. Comunicación y Conversación en la Pareja.

 

                                   Habilidades Sociales de Pareja - Sección 1

 

 

BIBLIOGRAFÍA

 

Girodo, M. (1985). Cómo vencer la timidez: Cómo superarse en el trabajo, enriquecer su vida amorosa y ser más feliz. Barcelona:

Grijalbo.

Méndez Carrillo, F.X. y Olivares Rodríguez, J. (2001). Técnicas de modificación de conducta. Madrid: Biblioteca Nueva.

Roca, E. (2003). Como mejorar tus Habilidades Sociales: Programa de asertividad, autoestima e inteligencia emocional-3ª Ed.Rev.

Valencia: ACDE Psicología.
 

Publicado por el Equipo SEDUQUERE - 01/05/2010

Inicio | Tu Psicólogo/a responde | Aprende a ... | Servicios | Comunidad SEDUQUERE | Enlaces de interés | Guía de recursos sociales | Guía de ocio y entretenimiento | Buzón de sugerencias | Contacto | Mapa web | Información legal
2014 © Seduquere.com